Con la llegada del verano, nos apetece darle un aire nuevo a nuestro hogar. Por eso, y porque somos fans del reciclaje, hoy queremos darte unas ideas para cambiar la imagen de nuestro dormitorio creando nuestro propio cabecero de cama, ¿empezamos? 😉

 

1.- Recicla tus puertas antiguas

 

¡Nos encanta esta idea! ¿Tienes una puerta antigua o puedes conseguir una? ¡Pues ya tienes cabecero!

Tenemos dos versiones diferentes: una puerta de forma horizontal o dos puertas de forma vertical.

Sólo tienes que lijarla y pintarla del color que más te guste. Puedes darle un aire más moderno utilizando colores más vivos (o incluso combinándolos entre sí) para un dormitorio juvenil, un aire más clásico barnizándolo o un aire más retro pintándolo de blanco y desgastando después la pintura (puedes ver cómo conseguir el efecto de mandera envejecida aquí). Esta última opción es ideal para una casona o una casa de vacaciones.

 

Estos son nuestros resultados favoritos:

 

Imagen de archzine.es

 

Imagen de Telas Divinas

 

Imagen de Decorablog

 

2.- Cabeceros de cama con palets

 

Los palets se han puesto de moda a la hora de decorar un hogar. Por eso no los podíamos dejar fuera. Pero vamos a darles un aire más personalizado, ¿te parece?

 

  • Con frases motivadoras: ¿Qué te parecería despertar cada día con una frase que te saque una sonrisa? Es sencillo. Sólo tendrás que pintar el palet del color que más te guste y escribir tu frase favorita encima. Ya sea a mano o utilizando plantillas. Aquí tienes un ejemplo del resultado:

 

Imagen de Pinterest

 

  • Con borlas luminosas: Esta idea te ayudará si tu dormitorio es pequeño y no tienes suficiente espacio para poner mesillas. Le dará un toque diferente, muy cálido y agradable. Quedaría así:

 

Imagen de Noomie

 

3.- Cabecera con barra de cortina

 

Esta idea es muy sencilla, sólo necesitas una barra de cortina y telas o cojines al gusto.

Cuelga la barra de la pared calculando la medida de los cojines o la largura de las telas y decórala después. Nos gusta, sobretodo, con barras decoradas de forja pero se puede hacer con cualquier barra que tengas para reciclar.

Esta idea es genial para convertir la cama de los peques en una cama de cuento.

Te dejamos un ejemplo:

 

Imagen de Miren Larrañaga

 

¿Qué te parecen estas ideas? ¿Tienes algún cabecero original hecho por ti mismo?

¡Estamos encantados de que lo compartas con nosotros! 😉

 

Irati Martín

eica agencia inmobiliaria

Donosti

#20AñosContigo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *