Las vacaciones de verano llegan a su fin…

Lo sabemos, todo el año esperándolas y cuando llegan… ¡Pasan volando! Pero, como dijo el coach Pedro Palao Pons: «¿Dónde está escrito que el final de vacaciones sea el inicio de una condena?»

Hoy queremos darte 5 consejos para que la vuelta a la rutina sea mucho más fácil, ¿empezamos? 😉

 

1.- Dí Adiós a las vacaciones

 

 

Parece obvio pero es necesario despedirte de ellas y asumir que han llegado a su fin. Permanecer en su recuerdo sólo hará que volver sea una tarea mucho más costosa. Quedémonos con los momentos vividos y digamos adiós.

 

2.- Guarda tiempo para relajarte

 

 

A todos nos cuesta volver a ella pero la rutina no tiene porqué ser tan mala si guardamos un tiempo cada día a aquello que os haga sentir bien.

Cada uno encontrará ese momento de desconexión en una cosa: deporte, un café tranquilo, unas cañas con los amigos, un buen libro o incluso tumbarte un ratito en la playa… Busca aquello que te haga salir del bucle de tu rutina y disfruta un ratito cada día.

 

3.- Marca objetivos cortos

 

 

Todos hemos escuchado alguna vez aquello de: «ya queda menos para las siguientes vacaciones». Pero, ¿qué tal si modificamos la frase y pensamos en que ya queda menos para el fin de semana?

A la hora de esperar para disfrutar, los plazos cortos nos sentarán mejor.

 

4.- Cuida tu salud y recuerda eso de «Mens sana in corpore sano»

 

 

Aunque no nos lo parezca, una buena alimentación nos ayudará a sentir mejor. Estoy segura de que no soy la única que vuelve «rodando» de las vacaciones y sueña con un plato de verdura, ¿a que no?

Las frutas, verduras y cereales nos ayudarán a mejorar nuestro ánimo y a que nos sintamos llenos de energía, ¡introdúcelos en tu dieta!

Puedes saber más sobre qué alimentos nos aportan más energía aquí.

 

5.- Cuida tu descanso

 

 

¿Notas que por las noches no tienes sueño y por el día te duermes por las esquinas? No te preocupes, ¡es normal!

En vacaciones solemos olvidarnos del reloj y dejamos a un lado los horarios. Por eso, nos suele costar recuperar nuestra rutina de sueño a la vuelta.

Te dejamos unas claves para que recuperar tu rutina de descanso sea un poco más fácil:

  • Evita echar siesta, la idea es llegar cansado a la hora de acostarse
  • Evita consumir bebidas con cafeína o alcohol al comienzo de la noche
  • Evita consumir comidas pesadas por lo menos 2 horas antes de irte a dormir
  • Vete a la cama más o menos a la misma hora todos los días y, cuando lo hagas, hazlo para dormir. Olvídate de trabajar o comer en ella
  • Despiértate cada día a la misma hora, duermas o no, de esta manera el cuerpo de irá acostumbrando de nuevo al horario

 

¿Qué te han parecido estos #consejoseica? ¿Conoces alguno más? ¡No dudes en compartirlo con nosotros!

 

Directora de Oficina

 

Irati Martín

eica inmobiliaria Donosti

#20AñosContigo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *